ragu.es.

ragu.es.

Focaccia de pesto y tomate fresco

Focaccia de pesto y tomate fresco

Focaccia de pesto y tomate fresco

La focaccia es un platillo italiano que se ha popularizado en todo el mundo gracias a su delicioso sabor y suavidad. La focaccia usualmente es un pan plano, parecido a la pizza, que se puede condimentar con distintos ingredientes. En este artículo, vamos a aprender juntos a preparar una deliciosa focaccia de pesto y tomate fresco que es muy fácil de elaborar en casa.

Ingredientes:

Para la masa:

- 500 gramos de harina de trigo todo uso
- 1 sobre de levadura seca
- 1 cucharada de sal
- 1 cucharada de azúcar
- 300 ml de agua tibia
- 4 cucharadas de aceite de oliva

Para el pesto:

- 2 tazas de hojas de albahaca fresca
- 1 taza de piñones
- 1 taza de queso parmesano rallado
- 3 dientes de ajo picados
- Aceite de oliva

Para la cobertura:

- 4 tomates frescos en rodajas
- Sal y pimienta negra molida
- Queso parmesano rallado
- Aceite de oliva

Preparación:

1. En un recipiente grande, combina la harina, la levadura seca, la sal y el azúcar. Agrega el agua tibia y el aceite de oliva. Revuelve todo con una cuchara hasta formar una masa homogénea. Si encuentras dificultades para unificar todo, puedes usar tus manos para amasar durante unos minutos hasta que la masa esté lista.

2. Coloca la masa en un recipiente con aceite y tapa con papel film. Deja reposar la masa durante al menos una hora y media o hasta que duplique su tamaño.

3. Precalienta el horno a 220°C. Una vez que la masa haya duplicado su tamaño, coloca nuevamente la masa en la mesa de trabajo y amasa por unos minutos. Luego, divide en dos partes iguales.

4. Estira la masa en una forma redonda para poder darle forma a la focaccia. Coloca con cuidado en una bandeja para horno previamente aceitada y deja reposar durante unos 15 minutos.

5. Mientras la masa se reposa, prepara el pesto. En un procesador de alimentos, coloca las hojas de albahaca fresca, los piñones, el queso parmesano rallado y los dientes de ajo picados. Agrega también aceite de oliva hasta que todo quede bien mezclado y tenga una consistencia cremosa.

6. Cubre la masa con una capa de pesto y agrega las rodajas de tomate fresco encima. Salpimenta al gusto y rocía el queso parmesano rallado por encima.

7. Hornea la focaccia durante unos 20-25 minutos o hasta que esté dorada por encima. Si encuentras dificultades para saber exactamente si ya está lista, puedes utilizar un palillo de madera y pinchar en el centro de la focaccia. Si sale limpio, quiere decir que ya está lista.

8. Una vez que está lista, retira del horno y deja enfriar por unos minutos antes de servir.

¡Y listo! Ya tenemos una deliciosa focaccia de pesto y tomate fresco, que puedes disfrutar con familiares y amigos en cualquier momento.

Conclusión:

La focaccia es una opción perfecta para disfrutar de una comida italiana en casa de manera fácil y rápida, a cualquier hora del día. Gracias a su sabor y suavidad, es un platillo sumamente versátil que permite experimentar con distintos ingredientes y sabores.

Recuerda que esta receta es solo una propuesta y que puedes hacer las modificaciones que consideres necesarias para adapartarla a tus gustos personales. Lo importante es experimentar y disfrutar del proceso de cocinar. ¡Buen provecho!